La protección jurídica de los nombres de dominio

Contenido principal del artículo

Autores

Ángela María Parra Rodríguez

Resumen

El nombre de dominio fue concebido como un elemento de carácter
técnico cuya función es ser localizador de recursos en la Web. No
obstante, en la actualidad se le considera un verdadero signo
distintivo, como quiera que cumpla en la mayoría de las ocasiones
funciones de identificador comercial, distinguiendo en el mercado
virtual, incluso en el mercado físico, productos y servicios, empresas
y comerciantes. Así, en su carácter de signo distintivo da origen a un
sinnúmero de derechos a favor de su titular, los cuales se consideran
deben ser protegidos de ataques provenientes de otros nombres de
dominio, e incluso de otras instituciones del ordenamiento jurídico,
tales como la propiedad industrial, derechos de autor, derechos de la
personalidad, etc. Sin embargo, se encuentra que no existe como
solución global ni local, un régimen de derecho autónomo previsto
para tal figura, por lo que se debe recurrir a la regulación de otras
instituciones del derecho, para hacer extensiva su reglamentación, a
fin de encontrar un instrumento jurídico que permita hacer realidad
la protección a los nombres de dominio.

Detalles del artículo

Licencia

 

La revista está autorizada por una licencia Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional

 

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.